Sunday, September 18, 2011

And I come back.




I'm a weird girl in the weirdest world.
























Lo echo de menos. Echo de menos los desayunos con mis hermanos. Las comidas con mis amigas, echo de menos mis antiguas clases. Echo de menos mi cama, mi pared, mi ventana. Echo de menos salir los fines de semana. Echo de menos poder hablar de todo y de nada con mi padre y mis amigas. Echo de menos la complicidad, que sepan exactamente como eres y que esperar de ti. Echo de menos una gran ciudad, con su metro y sus calles pequeñitas. Echo de menos hablar de chicos con mi hermana pequeña. Echo de menos cenar con mis padres. Echo de menos las comidas de los domingos en casa de mi abuelo. Echo de menos hasta la estúpida rutina a la que me había acostumbrado tanto de mala manera. Echo de menos, cuando una situación te recuerde a otra por el mas mínimo detalle, poder contarsela a alguien que la haya vivido contigo. Echo de menos saber inmediatamente con quien sentarte, con quien hablar y con quien reír. Aquí, es realmente diferente.  Hay muchas de esas personas que solo re catalogan dependiendo de como vistes, que escuchas, si bebes cafe o no, que deporte practicas o hasta como andas. Si te consideran "hipster" (que nadie me pregunte la definición de esta palabra, porque no la se) a lo mejor van a querer ir contigo, o a lo mejor se sentirán intimidadas por lo que el resto de la gente piensa. No es mas que una grandísima farsa.

Dicho esto, espero publicar algo mas regularmente. Veamos si mi vida se pone interesante.



I told you to be patient
I told you to be fine
I told you to be balanced
I told you to be kind


4 comments:

  1. Hay que ser uno mismo.
    Con todas las consecuencias.

    ReplyDelete
  2. Algo que yo sentí totalmente hace 2 años cuando me cambié de ciudad. Estoy proxima a regresar y tengo miedo de que vuelva a pasar.
    ¡Escribes bonito!

    Abrazos.

    ReplyDelete

Scream for more!